Retos en una relación multicultural

Mi relación multicultural

Casi nunca hablo de mi relación con el galán porque me gusta mantenerlo en privado, esta vez quise compartir un poco cómo es tener una relación multicultural y los retos que conlleva, aprovechando que estamos en febrero, mes del amor y la amistad.

Mexicanos y españoles nos parecemos un poco (tenía que ser así), nos gusta la cerveza, las reuniones con mucha gente y celebrar por todo. Sin embargo, el choque cultural se nota en la convivencia, no solo debes adaptarte a la persona, también a la cultura y costumbres de tu pareja.

Aquí van 5 puntos a tomar en cuenta en una relación multicultural que en ocasiones pueden ser todo un reto:

1. El proceso para vivir juntos ¿nos casamos, nos hacemos pareja de hecho?

Es importante tomar en cuenta qué procesos burocráticos realizar para que la persona que ha migrado pueda tener los mismos derechos que un ciudadano natal y poder estar integrado en la sociedad sin impedimentos.

Relación multicultural

Una vez que decidimos vivir juntos había que hacer los trámites para obtener mi residencia, pues mi permiso como estudiante había vencido. Si queríamos formalizar la relación para poder establecerme en España, continuar con mis documentos de estudiante no era una opción. Porque sin papeles no podía trabajar, por lo tanto, yo no podía aportar ingresos a nuestro nido de amor.

Nos hicimos pareja de hecho. En España es una opción diferente al matrimonio, básicamente es registrar oficialmente que vivimos juntos (ojo: no es lo mismo que estar casados porque no obtienes los mismos derechos). Ser pareja de hecho solo tiene validez en la ciudad donde vivimos pero permite que la persona migrante tenga una identificación de residencia que le permite trabajar y acceder a la seguridad social, la cual hay que renovar cada 5 años.

2. Estar abiertos a aprender la cultura del otro

Estar abiertos a conocer el idioma, las expresiones y costumbres es primordial para conocer a tu pareja.

A pesar de hablar el mismo idioma, hay muchos factores culturales, experiencias de nuestra niñez y el contexto en el que crecimos que nos hacen diferentes. Esto influye en la personalidad y en la manera de pensar.

retos de una pareja multicultural

Escuchar al otro todas sus experiencias es importante para comprenderlo y ayuda a la comunicación. Nuestros referentes son diferentes, te sorprenderás de conocer cómo es la educación en cada país y de la percepción del mundo que tiene cada quien.

Por ejemplo, no es lo mismo crecer en una escuela pública en España, que en una escuela pública de barrio en México.

Definitivamente, ser una pareja multicultural es ponerse en los zapatos del otro.

3. Compartir los alimentos de cada país

Debemos estar abiertos a probar de todo. El galán y yo hacemos un mix de comida mexicana y española, afortunadamente los dos amamos la comida y más si se trata de comida mexicana.

En casa desayunamos quesadillas y cenamos tortilla española, además, creamos platillos con condimentos que cada uno aporta.

Cocinar y compartir la comida de tu país también es dar amor.

4. Aprender expresiones y frases

Un factor divertido es entender las frases y expresiones del otro. En casa ya ha llegado un punto en el que hablamos con expresiones mexicanas tipo ándale y algún no maches que me encanta escuchar en el galán. Yo también he aprendido frases españolas que me flipan.

Gracias al galán, he podido entender los chistes locales de Madrid o expresiones típicas.

Por frases no paramos y siempre habrá alguna palabra nueva que aprender.

Además de ser divertido, ayuda mucho en la comunicación de pareja. No pierdo mi identidad y siento que puedo ser yo, con mis palabras y frases que sé que el galán estará abierto a entender y hasta a utilizar.

5. Algunos retos extra

Hay muchos factores a los que cada uno debe adaptarse. Afortunadamente, nosotros no tenemos como limitante el idioma pero sí hemos tenido que adaptarnos a otros factores como el tono de voz. Al inicio de la relación pensaba que el galán me regañaba o estaba enojado pero me he acostumbrado a que él se expresa así y en general, en España así es.

parejas multiculturales

Él es muy directo, verbaliza cuando no está de acuerdo o no quiere algo. Sabe decir no y yo todo lo contrario, aprendí que decir no de una manera directa sin dar rodeos era de mala educación. Con él he aprendido a expresar directamente cuando no estoy de acuerdo o simplemente no quiero hacer algo.

Por otro lado, cada uno tiene una manera distinta de expresar cariño, uno puede ser más físico que otro, dar o necesitar más abrazos que el otro.

También debes adaptarte a los horarios de comida o a la puntualidad del otro y encontrar un equilibrio.

Retos en una relación multicultural:

Finalmente, identifico algunos retos personales que representa vivir en una relación multicultural y que solo el tiempo, el apoyo y acompañamiento de tu pareja pueden ayudar a llevar de mejor manera.

  • Conseguir la residencia será complejo y un proceso largo. Realizar los trámites burocráticos no es tan fácil como parece.
  • Reto profesional. Te enfrentarás a comenzar desde cero en tu vida profesional.
  • Reto de desapego. Vivir lejos de tus raíces puede representar un duelo. Dejar a tu familia y amigos de toda la vida te hará valorarlos mucho más.

En definitiva, en una relación multicultural aprendes a ser tolerante y comunicativo. Miras la diversidad con otros ojos.

¡Recuerda que estás con una persona por quien es, no por su cultura!

Finalmente, vivir con tu pareja en otro país es formar una familia nueva.

Sígueme en Instagram:

2 comentarios en “Retos en una relación multicultural”

  1. Que acertados todos los puntos pero como dices, con amor y cuando realmente quieres estar con la otra persona, te adaptas, aprendes sin juzgar y adoptas nuevas costumbres.
    En mi caso mi galán es mexicano al igual que yo, pero viviendo en un país distinto nos ha llevado a adaptarnos y adoptar las costumbres de aquí y crear unas nuevas fusionadas, como dices es una nueva familia con un nuevo orden.
    Y es que aún viniendo de la misma cultura siempre hay “choques” porque en cada familia y cada casa las cosas de hacen distinto, claro que estar con una pareja de distinta nacional conlleva un reto mucho mayor, pero jamás imposible!
    Feliz mes del amor y la amistad!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *